evitar las lesiones del running en las mujeres

Cómo Evitar Las Lesiones Del Running En Las Mujeres

Un gran error en el que muchos tendemos a caer, es olvidar que hombres y mujeres somos diferentes. No solamente las características físicas aparentes son las que nos distinguen, sino que genéticamente nuestro cuerpo funciona de manera muy diferente. Tomando esto en cuenta, hoy en FitNatura hablamos con las mujeres para ayudarles a evitar las lesiones del Running.

Las diferencias que pueden causar lesiones

Los forenses a simple vista pueden saber si un esqueleto es masculino o femenino. Les basta observar la forma de la pelvis. Las mujeres tenemos la pelvis diferente por nuestra condición de madres: es más ancha, extendiéndose a los laterales.

Debido a esa forma, cuando se conecta con el fémur, éste último se posiciona girado hacia adentro, desplazando las rodillas hacia el centro. Esta posición promueve la aparición de las hiperpronaciones, ya sea en las rodillas o en los tobillos.

mujer-estirando2

Además de la pelvis, los ligamentos de la mujer han evolucionado para ser tener una laxitud más elevada. Eso quiere decir que somos más elásticas y flexibles. Lo cual puede funcionar muy bien en actividades como el ballet y la gimnasia, pero generan una menor estabilidad en el running.

Por otro lado, durante nuestra etapa adulta, el cuerpo femenino tiende a acumular calcio para fortalecer los huesos. De modo que estos puedan resistir la presión en un parto eventual. No obstante al llegar la menopausia, este comportamiento favorecedor disminuye, y de hecho nos hace más propensas a sufrir de osteoporosis y fracturas.

Lesiones del running asociadas a las diferencias femeninas

Debido al posicionamiento del fémur, las rodillas femeninas son las primeras en sufrir lesiones del running. ya que se las somete a un impacto constante y bastante fuerte.

tired-runner

Síndrome patelofemoral

Se trata de una lesión en cara interna de las rodillas, causando dolor constante y agudo.

En un principio esta lesión no se toma en cuenta porque la mujer se acostumbra al dolor. Siempre está ahí, no desaparece. A medida que se continúan los entrenamientos o las actividades físicas: el dolor empeora. Llegando a limitar la movilidad.

Generalmente la sensación de dolor aumenta cuando se está mucho tiempo sentado. Se recomienda visitar a un traumatólogo para comenzar una rehabilitación inmediata y evitar que empeore.

Esta lesión surge por un calzado inadecuado, antecedentes de cirugías, malas posturas, o problemas médicos adicionales.

Síndrome de la cintilla iliotibial

Todo lo contrario a la lesión anterior, ya que el problema se genera en la cara exterior de la rodilla, se reconoce por molestias y dolores progresivos, cuando el cuerpo está frio, al inicio de un entrenamiento, y también se nota claramente cuando bajamos zonas empinadas.

Si la lesión no es tratada correctamente, además del dolor, la rodilla se empieza a inflamar.

Es una condición que se presenta principalmente cuando las piernas tienen una longitud diferente, también cuando la técnica de correr no es adecuada, o cuando se practica el running en zonas irregulares.

ascics

 

¿Qué hacer ante lesiones del running femeninas?

Además de atacar las causas, ya sea adquiriendo un mejor calzado, mejorando la técnica, o evitando los terrenos irregulares, recomendamos dejar de correr un tiempo hasta que la inflamación y el problema se curen, dale el tratamiento apropiado según las recomendaciones del médico y no te fuerces a seguir si el dolor te dice claramente que algo va mal.

Etiquetas: , ,

Valoraciones Certificadas por eKomi (partner google)

Siguenos

fitnatura centro de fitness y estética en Madrid