Etiqueta: Cortisol

la-relacion-del-estres-y-la-obesidad-fitnatura

La Relación entre el Estrés y la Obesidad

 Existen muchos factores hoy en día que están directamente relacionados con la epidemia de obesidad a nivel mundial, aquí en FitNatura hemos hablado acerca de varios factores, como la ingesta de productos procesados y el sedentarismo, sin embargo queremos destacar otro factor que en la actualidad ha demostrado ser un causante de sobrepeso en las personas, estamos hablando del estrés.

¿Qué es el estrés y por qué causa obesidad?

El estrés puede considerarse como un estado de fatiga y alerta mental, provocada por estímulos constantes y repetitivos que sobrepasan el rendimiento normal del organismo, es decir, un estado de tensión constante provocada por la falta de descanso.

Ahora bien, estas alteraciones orgánicas afectan el funcionamiento de múltiples sistemas: Neurológico, endocrino, digestivo, cardiaco, metabólico, etc. Pues estamos exigiéndole a nuestro cuerpo más de lo que puede rendir. En algunos casos esto puede ser beneficioso, pero solo si se trata de algo momentáneo, si sobrexigimos a nuestro cuerpo más de lo que puede dar constantemente, entonces empiezan los problemas.

Problemas Hormonales

Debido a que el organismo no tiene descanso, los niveles de cortisol se elevan considerablemente, y aunque estimulan el metabolismo de las grasas, si la hormona continua segregándose en el torrente sanguíneo, nos impide descansar y dormir, lo cual es esencial para liberar las grasas, pero eso no es todo; Un equipo de investigadores de la Universidad de Georgetown en Washington, encabezado por la doctora Sofia Zukowska, publicaron en la famosa revista científica Nature, un estudio en el cual descubrieron que el cortisol estimula la liberación de una sustancia llamada Neuropeptido Y (NPY), la cual estimulaba la ganancia de peso en los ratones que padecían de estrés crónico y de la misma forma podía afectar a los seres humanos. Por otra parte el NPY también está asociado con la hiperfagia o falta de saciedad, ocasionando la ingesta desaforada de alimentos dañinos o de “recompensa” aquellos que causan placer al paladar pero perjudican nuestro organismo.

Problemas Psicológicos y Emocionales

Antiguamente relacionábamos el estrés con un factor amenazante que podía dañar nuestro bienestar físico, de allí que la respuesta al estrés aumente la respiración, el ritmo cardíaco y la adrenalina, pues tratábamos de huir o enfrentar físicamente dicha amenaza. Hoy en día los estímulos que desencadenan esa sensación de estrés son psicológicos o emocionales, como la economía personal, el trabajo o la situación familiar, por lo cual, en lugar de prepararnos para combatir la amenaza, el problema empeora, nos sentimos abatidos, cansados, y deprimidos.

Problemas Conductuales

La relación cada vez más afianzada entre la Obesidad y el Estrés se puede comparar con un círculo vicioso, pues no se sabe dónde empiezan las causas y terminan las consecuencias, la obesidad puede ser un síntoma y también una causa de estrés, y el estrés es una causa y consecuencia de la obesidad.

El Dr. Albert Lecube coordinador del grupo de Obesidad de la Sociedad Española de Endocrinología y Nutrición indica que las personas con estrés comen peor y en mayor cantidad, no disfrutan de la comida y suelen hacerlo fuera de casa. Así mismo el presidente de dicha asociación el Dr. Javier Salvador advierte que el estrés promueve las enfermedades cardiovasculares, las cuales pueden ser causadas igualmente por la obesidad.

Conclusiones

Tal cómo hemos visto, el estrés y la obesidad mantienen una estrecha relación negativa, en la cual somos nosotros los afectados, la mejor manera de combatirlo es efectuando cambios en nuestro modo de vida y nuestra manera de pensar.

  1. Disminuye tu carga de trabajo.
  2. Busca momentos de recreación donde puedas relajarte y distraerte.
  3. Realiza alguna actividad física moderada, ya que el ejercicio disminuye los niveles de cortisol y estimula la segregación de hormonas de la felicidad.
  4. Evita comer fuera de casa.
  5. Tomate tu tiempo para comer con calma.
  6. No comas en porciones demasiado grandes.
  7. Evita los alimentos con azúcar o harinas procesadas.
  8. Duerme temprano.
  9. Pasa más tiempo al aire libre y menos tiempo sentado frente a una pantalla.
  10. Haz ejercicios de meditación o relajación.

Por último, si sientes que las emociones y el estrés se desbordan, no está mal pedir ayuda, ya sea con familiares o amigos, el apoyo te será de utilidad, nuestro equipo de FitNatura también te ofrece todo el soporte, estamos aquí para ayudarte, contáctanos ahora si lo necesitas.

Etiquetas: , , , , ,

El ciclo circadiano no es más que nuestro ritmo biológico, determinado por nuestro tiempo de actividad y tiempo de descanso, este se encuentra presente en todos los seres vivos incluyendo las plantas, solo que en cada especie es diferente, por ello algunas criaturas son más activas durante la noche y otras durante el día, ahora bien, ¿Cómo podemos aprovechar esto para nuestro propio beneficio?

Para ello tendremos que hablar un poco sobre nuestra evolución.

La Evolución del hombre y el ciclo circadiano

Las criaturas primitivas originaron este ciclo dentro de sus células para proteger la réplica del ADN, ya que los rayos ultravioletas que irradia el sol eran negativos, así que la actividad se relegó al periodo nocturno.

Los seres humanos regulamos nuestros relojes biológicos a partir de esta función, de modo que las glándulas suprarrenales produjeran ciertas hormonas durante el día y otras durante la noche, tal es el caso del cortisol que se segrega durante el día para activar nuestro metabolismo, y la melatonina segregada por la noche para inducirnos sueño y poder descansar.

El hombre prehistórico necesitaba ocultarse durante la noche de otros depredadores nocturnos, así que se escondía en cuevas u otros escondrijos para protegerse, al mismo tiempo se resguardaba de las bajas temperaturas que se sentían a esas horas, creando así una rutina estándar de inactividad durante la noche.

En cambio durante el día se aprovechaban las horas de luz para poder conseguir comida, ya sea cazando, cosechando o pescando, por lo cual tenían que estar muy activos durante todas las horas de luz.

Este ciclo se continuó durante miles y miles de años, acondicionando a nuestro cuerpo a sobrevivir y funcionar de esta manera, de hecho esto había sido así hasta hace apenas algunos años. El trabajo se hacía durante el día y se descansaba durante la noche, pues aunque no tuviéramos que escondernos del frio y las bestias, no poseemos una visión adaptada a la oscuridad para emprender una actividad a oscuras.

Problemas con el ciclo circadiano actualmente

Hablando en términos recientes, la tecnología nos ha sumido en una nueva forma de vida, la noche ya no es un lapso de tiempo oscuro, desde que tenemos electricidad podemos disfrutar de muchas actividades nocturnas, lo cual ha dado pie a empleos, eventos y estudios a dichas horas, y esto genera que se compensen los ciclos de descanso durante el día.

Aunque suene sencillo, nuestro cuerpo no ha evolucionado para soportar este cambio de un siglo para otro, así que sufrimos las consecuencias de ir en contra de nuestros ritmos naturales, ¿Cuáles? Pues el Sobrepeso, dolores de cabeza, desórdenes alimenticios, todo tipo de insomnio, alteraciones hormonales, etc.

¿La solución?

Ayudar a nuestro cuerpo a seguir el ciclo tal como está programado evolutivamente para funcionar, esto significa en principio; seguir una dieta regular y balanceada con alta cantidad de proteínas y verduras, única y exclusivamente mientras la luz de sol este presente, es decir, entre las 5:30 am y 5:30 pm aproximadamente (en algunos países puede variar). Esto es fundamental para no sobrecargar nuestro sistema digestivo, darle la oportunidad de descansar y proporcionarte el sueño que necesitas para poder dormir profundamente.

Otro consejo es aumentar nuestra actividad física durante el día, ya que la inactividad o el sedentarismo no es algo normal en nuestro organismo, estamos programados para soportar horas y horas de carga física, de modo que si no consumes dicha energía, es muy probable que ganes sobrepeso, por lo cual es fundamental hacer ejercicio regular durante el día, ya sea una vez o varias veces al día para lograr un efecto aún más positivo.

Aunque suene repetitivo, la dieta balanceada y el ejercicio es esencial para mantenerse en forma y lograr una buena salud, pero hacerlo a las horas correspondientes es definitivamente una ventaja declarada por la evolución.

Etiquetas: , , , , , , ,

melatonina-insomnio-estres-fitnatura

¿Sufres de insomnio? ¿Te sientes nervioso o estresado constantemente? Tal vez tu cuerpo no esté produciendo suficiente melatonina, una hormona reguladora de los ciclos de sueño y vigilia, muy buena también para calmar los síntomas del estrés, tales como el dolor de cabeza, la depresión, la fatiga, mal funcionamiento del sistema digestivo e intestinal, etc. Sus efectos en el organismo son tan buenos que las farmacéuticas la utilizan para tratar diversas enfermedades.

Pero ¿Qué es la Melatonina?

Es una hormona que producimos en el cerebro a través de la glándula pineal, gracias a ella podemos determinar orgánicamente cuando es hora de dormir y cuando es hora de despertar.

Aunque la producimos naturalmente también podemos aumentar nuestros niveles con píldoras, algunas sintéticas y otras naturales, lo cual no se recomienda demasiado pues la natural es extraída de otros animales y pueden venir contaminadas con virus.

Beneficios de la Melatonina

La razón por la que muchos médicos recetan la melatonina se debe a los increíbles beneficios que genera en nuestro cuerpo. En principio se utiliza para las personas con trastornos del sueño o para ajustar su reloj interno, ideal para aquellos que trabajaban en turnos nocturnos y necesitan reconfigurar sus horas de vigilia y sueño, también es excelente para el Jet Lag en los viajes e incluso para las personas ciegas que no pueden distinguir entre el día y la noche.

Todos los tipos de insomnio pueden tratarse con melatonina, la incapacidad de conciliar el sueño, el síndrome de la fase retrasada del sueño, la hiperactividad nocturna, o el insomnio causado por bloqueadores betas encontrados en otro tipo de medicamentos tales como aquellos para tratar la hipertensión. Para los niños con problemas del sueño asociados a una discapacidad mental, e incluso el insomnio causado por dejar las benzodiacepinas (medicamentos para eliminar el hábito de fumar).

Además de ajustar nuestro reloj interno y ayudarnos a conciliar el sueño profundo, esta hormona ha demostrado ser muy eficaz para tratar el zumbido en los oídos, las migrañas, el síndrome del intestino irritable, la osteoporosis, el Alzheimer, la disquinesia tardía, los síntomas del envejecimiento e incluso la epilepsia.

Muchos le atribuyen a esta hormona factores beneficiosos contra varios tipos de cáncer, como el de mamas, el de cerebro, pulmón, próstata, gastrointestinal, de cuello y cabeza, ya que mejora la calidad de vida y previene efectos secundarios del tratamiento con quimioterapia, todo esto gracias a sus efectos calmantes de la actividad nerviosa.

Relación del cortisol con la Melatonina

La relación entra estas hormonas puede parecer similar al sol y la luna, el cortisol debería estar alto durante el día para mantenerte activo y ayudarte a llevar tus actividades diarias, mientras que la melatonina te induce a relajarte, a descansar y poder conciliar el sueño y que tu organismo asimile todo lo que ha realizado durante el día.

Aunque ambas sean esenciales, hoy en día se ha visto que el cortisol se mantiene demasiado tiempo elevado y la melatonina se ha reducido, por ello vemos tantas personas con estrés y problemas para dormir bien.

¿Cómo aumentar nuestros niveles de melatonina naturalmente?

Antes de usar suplementos de melatonina artificiales conviene regular nuestras actividades y nuestra dieta para segregar más cantidad de esta hormona de forma natural y así obtener sus increíbles beneficios.

Para empezar es importante evitar el consumo de sustancias estimulantes, como el cigarrillo, el café, los refrescos etc., Ya que alteran el ritmo biológico natural de nuestro cuerpo, induciendo el efecto contrario y ocasionando justamente el efecto contrario que estamos buscando.

Otro consejo es no comer demasiado de noche, mientras más ligero y sano mejor, pues una digestión pesada durante la noche es un gran inconveniente para nuestro sistema digestivo que ya se encuentra agotado y necesita descansar y depurarse.

Por último es recomendable llevar una rutina de ejercicio moderada ya sean en la mañana o en la tarde para que el cuerpo se deshaga del exceso de toxinas y queme mayor cantidad de calorías.

Alimentos que ayudan a aumentar los niveles de Melatonina

La melatonina se produce naturalmente a partir de triptófano que se encuentra mucho en los huevos, la mayoría de los pescados, las legumbres, la soja, los frutos secos, y frutas como el cambur, la piña y el aguacate.

Etiquetas: , , , , , ,

hago_dieta_y_no_adelgazo_sistema_fitnatura

Así que has puesto cuerpo, alma y corazón en una dieta estricta y un entrenamiento riguroso de ejercicios ¿pero aun así no bajas de peso? No te preocupes, no es tu culpa, es posible que tu hormona del estrés, llamada cortisol o hidrocortisona este impidiendo que tus esfuerzos surtan el efecto deseado.

Aunque es bastante conocida la relación entre el cortisol y la obesidad, muchas veces no sabemos cómo lidiar con este problema. En principio se necesita saber lo básico: ¿Qué es? ¿Cómo funciona? ¿Cómo detectar si tienes altos niveles de cortisol? Y por último ¿Cómo hacer para bajarlos y lograr adelgazar?

¿Qué es el cortisol y cómo funciona?

En términos médicos es una hormona glucorticoide producida por la glándula suprarrenal. La misma se libera para subir los niveles de azúcar en la sangre de modo que tengamos energía suficiente para movernos durante el día, sin embargo esta hormona también se libera en respuesta al estrés, solo que nuestro cuerpo no tiene idea de que nuestro estrés se deba quizás a problemas financieros o amorosos y nada tiene que ver con prepararnos para un periodo de hambruna, o estar en una situación de peligro que requiera la retención de líquidos y grasas en caso de emergencia.

Es debido a este funcionamiento que tus esfuerzos por bajar de peso se convierten en intentos fallidos, ya que acumulas toda esa grasa en el abdomen sin posibilidad de quemarla, el estrés impide bajar los niveles de hidrocortisona, ocasionando más y más problemas, convirtiéndose en obesidad y colesterol altos.

¿Cómo detectar si tus niveles de cortisol están altos?

Voy a nombrar una serie de síntomas relacionados al cortisol alto, pero para una mayor seguridad, es recomendable hacerte un examen médico.

1. Falta de Energía. Si te levantas en las mañanas y sientes que no descansaste, te cuesta pararte y esta sensación continúa aun después de las 10 de la mañana, esto refleja falta de energía, así mismo si durante las 3:00 y 4:00 de la tarde sientes cansancio, agotamiento y sueño.
2. Vampirismo. Si te falta energía durante el día, pero a partir de las 6:00 de la tarde ya te sientes mejor y puedes estar activo hasta altas horas de la madrugada.
3. Productividad baja: Si sientes que no das el 100% en el trabajo, o tus actividades diarias.
4. Se te olvidan las cosas. Si tu memoria no funciona bien, olvidas tus llaves, tu cartera o detalles y cumpleaños que por lo general recuerdas.
5. Depresión. Si sientes tristeza y ganas de llorar por todo.
6. Reducción de Lívido. Si sientes que no tienes ganas de estar con tu pareja y tus actividades sexuales han disminuido desde hace algún tiempo.
7. Alteración nerviosa. SI te sientes alterado, enojado, fastidiado, comes compulsivamente, cualquier sonido te atormenta y estallas en cualquier oportunidad.
8. Desinterés. Si por ejemplo te gustaba pintar o ver ciertas películas, leer tales o cuales revistas y ahora no te producen interés y las has dejado de lado.
9. Problemas menstruales. Si eres mujer y te has fijado que tus síntomas premenstruales se han agravado o tu periodo ya no suele ser regular.

Si presentas varios de estos síntomas o incluso todos, definitivamente el cortisol en tu sistema está por los cielos, pero no te preocupes, la solución es fácil y sencilla.

¿Qué hacer para bajar los niveles de cortisol?

Puedes implementar más de una de las recomendaciones que te voy a dar a continuación, todas son excelentes para mejorar la salud en nuestro cuerpo y mantener bajos los niveles de hidrocortisona.

1. Ingerir magnesio después del ejercicio. Cuando termines una actividad física, puedes ayudar a tu cuerpo a recuperarse del desgate más rápidamente, sin necesidad de recurrir al cortisol, ingiriendo alimentos ricos en magnesio, como los frutos secos, el trigo y el arroz integral).
2. Aumentar el consumo de Omega 3 y vitamina C. Ambos reducen los niveles de cortisol, y puedes encontrarlos en el salmón, la sardina, las naranjas, fresas y el kiwi.
3. Hacer cosas que te relajen. Incluye en tu rutina, escuchar música, meditar o hacerte un masaje, salir y reír con tus amistades y no olvides incorporar a tu pareja y tener relaciones sexuales.

Etiquetas: , , ,

Valoraciones Certificadas por eKomi (partner google)

Siguenos

Dirección

fitnatura centro de fitness y estética en Madrid